Entrevista Ana Lena Rivera

Para quien no te conozca, ¿Quién es Ana Lena Rivera?

Soy escritora, aunque no siempre ha sido así. Llegué a esta profesión de forma tardía después de muchos años en la alta dirección de una multinacional. Leo mucho desde pequeña y quería ser escritora, pero lo cierto es que me decanté por estudiar una carrera “con salidas”, como decían mis padres, me licencié en administración y dirección de empresas y en derecho, y cuando terminé me puse a trabajar porque no podía permitirme dedicarme a escribir. Me fue muy bien, llegué a un puesto directivo, pero durante esos años, diecisiete, no olvidé que algún día quería cambiar de profesión y convertirme escritora. Para estar lista cuando llegara el momento, me formé en la Escuela de escritores mientras trabajaba, y al final llegó mi oportunidad.  Me quedé embarazada, un embarazo tardío, de alto riesgo y tuve que quedarme en casa en reposo domiciliario y ahí dije “¡esta es la mía!”, me puse a escribir y aquí estamos.

Y es que, como dice una amiga mía, también escritora: «las cosas pasan en su momento, no en el nuestro.»

¿Cómo nace tu vena escritora?

Cuando era niña leía continuamente, primero tebeos y cuentos, y después libros. Comía leyendo, incluso me llevaba el libro de turno a la bañera (muchos de ellos llevaban la marca de humedad en sus páginas). Como empecé leyendo novelas de misterio, enseguida quise ser detective, mucho antes que plantearme ser escritora.

Fue viendo una serie de televisión, Se ha escrito un crimen, en el que la protagonista, Jessica Fletcher, era una señora mayor, escritora, que se dedicaba a resolver, en modo amateur, crímenes que se producían allá por donde ella pasaba. Ahí fue la primera vez que me planteé la profesión. En mi todavía desbocada imaginación podía ser escritora y resolver misterios como ella. Luego descubrí que la profesión de detective era mucho menos emocionante de lo que nos querían hacer creer en las películas y me quedé solo con la faceta de escritora.

¿Cuántos libros llevas publicados?

Tres y uno en camino.

En este momento está disponible mi trilogía policíaca ambientada en Asturias protagonizada por una investigadora de fraudes financieros, Gracia San Sebastián.

Mi siguiente libro se publicará en febrero, pero no forma parte de la trilogía, ni es policíaca, es una saga familiar.

¿Cuál ha sido el mayor reto para la publicación de tus libros?

Como para todos los autores noveles, conseguir que una editorial grande apostara por mí.

¿Qué esperas de la escritura?

Conseguir que mis lectores se evadan de sus vidas por un rato, que vivan aventuras diferentes y que las sientan tan reales como si realmente estuvieran sucediendo, que formen parte de cada escena, que se identifiquen con los personajes hasta que sientan que los conocen de toda la vida, que se emocionen, que vibren, que se olviden de sus problemas y por un rato se fundan con los protagonistas de mis historias. 

Con tu primera novela “Lo que Callan los Muertos” recibiste el Premio Torrente Ballester ¿Qué sensación tuvo de recibir ese premio?

Primero incredulidad, luego desconcierto, después euforia, más tarde desconcierto otra vez y cuando mis emociones consiguieron estabilizarse (y no fue rápido) agradecimiento, mucho agradecimiento porque hay muchos buenos autores buscando un hueco en el mercado y me tocó a mí ver cumplido mi sueño.  

Me presenté al Torrente Ballester (y a otros premios) igual que cuando compro un billete de lotería, con mucha ilusión y muy poca esperanza de que me tocara. Yo no pensaba que fuera viable ganar un premio así con una primera novela, pero no perdía nada: lo envié a concursos, editoriales, agentes… Y, de repente, ocurrió: les gustó mi historia, me eligieron y, además, por primera vez en 30 años de historia de este premio se entregó a un autor novel.

¿De dónde surge la idea para escribir “Lo que callan los muertos”?

De las historias que escuchaba de niña en casa sobre la posguerra y las décadas posteriores, las penurias, la mentalidad y la forma de vida de entonces. Sobre todo me llamaba la atención el encorsetado papel de ama de casa al que relegaban a las mujeres. En Lo Que Callan los Muertos se mezclan varias historias: Gracia San Sebastián es una investigadora de fraudes a la Seguridad Social que vuelve a Oviedo, su ciudad natal, huyendo de su vida en Nueva York después de perder a su hijo de 3 años en un accidente doméstico. El primer caso que le asignan es el de un militar franquista de 112 que sigue cobrando su pensión de jubilación, pero no hay ningún registro de su existencia, ni siquiera ha visitado un médico en los últimos treinta años. Mientras investiga, una vecina de su madre se suicida, tirándose por la ventana de un sexto piso con una nota manuscrita dirigida al portero del edificio. Es una novela costumbrista, con muchos toques de humor, pero detrás de la trama de intriga principal, se abordan temas más complejos y actuales como telón de fondo: la continuidad de una pareja tras la pérdida de un hijo, la represión de la sociedad de la posguerra, la falta de información, la moral impuesta, la sociedad del qué dirán, el cambio social y tecnológico que han vivido los que nacieron en los peores años de la dictadura, la evolución del papel de la mujer en las últimas décadas y el cambio de los modelos de familia.

Tu segunda novela es “Un Asesino en tu sombra” ¿Qué nos puede contar de ella?

En esta segunda novela, las cosas se complican para Gracia San Sebastián, la investigadora protagonista, salimos del ámbito familiar para adentrarnos en el peligro.

La novela empieza con un asesino conduciendo a su víctima a las vías del tren, una psicóloga desaparecida y un artificiero de la guardia civil que busca al amante de su mujer.  Mientras todo eso ocurre, Gracia pasa por el peor momento de su carrera profesional, inhabilitada después de acusar injustamente a un funcionario enfermo de esclerosis múltiple de competir en triatlones categoría Ironman.  Y además se ha separado temporalmente de su marido.

¿A qué escritores admiras?

A todos los que consiguen proporcionarme momentos de evasión y enseñarme nuevas formas de ver la vida. Entre mis favoritos, Dona León, José María Guelbenzu, Dolphine de Vigan o Frank Olivier Gisbert. Sin olvidar por supuesto, a Agatha Christie, la autora que me hizo adicta a la lectura cuando solo tenía doce años.

Como buena lectora, ¿nos recomiendas algún libro?

A los lectores de policíaco, La última paloma, de Men Marías, y Talión o El buen padre de Santiago Díaz Cortés.

En marzo salió a la venta “Los Muertos no saben nadar” ¿Qué nos puede contar sobre esta nueva historia?

En esta tercera entrega la protagonista, Gracia San Sebastián, ya colabora oficialmente con la policía, así que el caso se vuelve más escabroso y complicado, aunque no pierde los toques de humor ni la cercanía de los personajes que, cuando termina la jornada de trabajo, siguen siendo tan humanos como siempre.

Los muertos no saben nadar que mezcla temas muy actuales como las mafias de tráfico de drogas y personas, blanqueo de dinero y a la vez un misterio tradicional que resolver: el de un cadáver cuyas extremidades empiezan a aparecer en las playas de Gijón hasta que encuentran el resto del cuerpo, impecablemente vestido, acostado en el barco de unos conocidos empresarios cuya hija adolescente ha muerto en un atropello con fuga unos meses atrás.

¿Dónde se pueden conseguir tus libros?

En cualquier librería, física o virtual. Están distribuidos a nivel nacional, tanto en las grandes cadenas como La Casa del Libro o el Corte Inglés, como en librerías independientes y, por supuesto, en compra por internet en cualquier formato: libro físico, digital o audiolibro. También están disponibles en las plataformas de tarifa plana como Nubico o Kobo.

Para quien hoy por primera vez te conozca ¿Dónde pueden saber más de ti?

En mi web: www. analenarivera.com

Y al momento, en mis redes sociales:

www.facebook.es/analenarivera

@AnaRiveraMuniz

https://www.instagram.com/analenarivera/ 

https://www.linkedin.com/in/anariveramuniz/

Gracias Ana por realizar esta entrevista para la revista Café con Ilusiones, te deseamos toda la suerte del mundo con todos tus proyectos y esta será siempre tu casa para aquello que necesites.

Gracias a vosotros, un placer.

SINOPSIS - Los muertos no saben nadar

La tercera novela de la autora de Lo que callan los muertos, ambientada entre Oviedo y Gijón. Una nueva investigación de Gracia San Sebastián, que ahora colabora con la policía.

{{ reviewsTotal }} Review
{{ reviewsTotal }} Reviews
{{ options.labels.newReviewButton }}
{{ userData.canReview.message }}

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Qué es Café con Ilusiones?
Este proyecto se creó de la ilusión de tres amigos por la música, por hacer llegar la música en tiempos difíciles a cada casa, por apoyar a aquellos que mas lo necesitan y sobre todo para hacer disfrutar de lo que más nos gusta, LA MÚSICA. Comenzó siendo algo pequeño, pero con tanta ilusión que lo estamos llegando a formar algo grande.

¿Nos conoces?

Manuel Alonso, Director de Onda Pro Radio
Ara Cantero, Directora del programa Un Café Para2

Los dos te haremos llegar la música de aquellos que no tengan la oportunidad de ser tan conocidos en este mundo y sobre todo hacerte pasar un rato maravilloso en nuestra compañía.

¿Te unes a seguir creciendo este Café con Ilusiones?

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros, para promocionarte, enviar una sugerencia o comentarnos algo, solo tienes que rellenar el formulario y en 24 horas te respondemos.

0
    0
    Carrito
    Tu carrito está vacíoVolver a la tienda
      Calcular envío
      Aplicar cupón